Participación Temprana: de promesa de campaña a la práctica

A partir del debate de propuestas presidenciales en torno al tema energético, convocado por la iniciativa Energía Presidencial, en el cual participaron los comandos de Goic, Guille, Piñera y Sánchez, es posible encontrar ciertos puntos comunes entre los candidatos.

El primero, que resulta bastante predecible, tiene que ver con la promoción de una matriz energética limpia, sustentable, basada en fuentes renovables, que se traduzca en un recurso seguro, eficiente, de menor costo para la población y con mayor estabilidad. El segundo consenso tiene que ver con la promoción de desarrollos energéticos de menor magnitud, comprendiendo que los mega-proyectos presentan alta conflictividad social.

El tercer consenso, y es donde me gustaría profundizar, tiene que ver con la necesidad de establecer procesos de participación ciudadana temprana en los territorios en que estos proyectos se inserten. De esta forma, se plantea la participación temprana, como un condicionante para el desarrollo de proyectos sin conflictividad socio ambiental, o al menos con una menor.

Pero, ¿Cuáles son las características que debiese tener esta participación?, ¿Cuáles son las claves para que esta tenga frutos? Nuestra experiencia en proyectos de esta naturaleza, nos ha permitido sacar algunas conclusiones.

  1. El reconocimiento: Los titulares de proyectos deben hacer los esfuerzos necesarios para comprender al territorio, sus actores e historia. Se debe considerar cual es la visión de desarrollo del territorio por parte de sus habitantes, comprenderlo como legítimo, y ver como ésta es compatible con el surgimiento de un proyecto de generación.
  2. Incidencia: El desarrollo de instancias de diálogo y participación, deben transitar hacia la lógica de toma de acuerdos, de manera que sea incidente. Estos acuerdos deben ser plasmados en documentos vinculantes y potenciar el desarrollo de los territorios.
  3. Participación efectiva: Las metodologías implementadas en estos procesos, deben ser altamente participativas y no meramente informativas. Deben contar con cobertura y representatividad, la cual se puede perseguir a través de un diseño metodológico en el que participe empresa, comunidad y Estado.
  4. Enfrentar asimetrías: Es fundamental el cómo los actores participantes toman conciencia de la asimetría y asumen medidas prácticas que permitan disminuirla. Aquí, el Estado podría aparecer con un rol clave, en la medida que pueda brindar recursos técnicos a las comunidades y posicionarse como un tercero validador.
  5. Vínculo de largo plazo: El vínculo que se establezca entre comunidad y empresa en un territorio a partir de la participación temprana, no debe limitarse a los tiempos de diseño de proyecto, evaluación y construcción, sino que debe permanecer durante todo su ciclo de vida. Dado esto, es que las empresas deben buscar los mecanismos que permitan el desarrollo de vínculos de largo plazo, que trasciendan las personas y que se encarnen en la organización.

Para avanzar en esta temática, necesitamos un esfuerzo mancomunado que permita el diálogo, la participación y el acuerdo. La empresa, el Estado y la sociedad civil deben fortalecer su rol. La empresa desde el desarrollo de proyectos sustentables, respetuosos con el territorio, a escala humana, con la convicción de generar desarrollo. Un Estado que regule y fiscalice, y que por sobre todo promueva legislando sobre los espacios de participación y asociatividad. Una sociedad civil empoderada, comprometida, activa y responsable, que vele por sus derechos y se haga cargo de sus deberes. Todos tenemos tareas pendientes.

La temática de la participación en etapas tempranas, ya está instalada, lo que sin duda es una oportunidad. Sin embargo, el cómo esto se lleva a la práctica, tienen grandes diferencias entre los candidatos. A la forma debemos prestarle especial atención, ya que aquí es donde se juega la posibilidad de que la participación temprana sea una instancia legitimada, o se transforme en un mecanismo más, que genere desconfianza.

Emilia Muñoz

Psicóloga

Máster en Psicología Social de la Universidad Alberto Hurtado

Gerenta de consultoría- Gestión Social

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s